descarga

Es respetable que te guste la presencia, los Me Gusta porque lo asocias con exposición, ROI y notoriedad, pero te voy a desvelar un tip de la nueva era del marketing actual. Sorry, todo eso no vale. (Salvo que Facebook te pague por cada Me Gusta o Twitter por los FAV. ¿Es el caso? Si es el caso deja de leer este post. No lo es, ¿Cierto? Bien, pues como no vives de eso, te propongo, que entre otras métricas de medición mucho más divertidas y atractivas, por ejemplo, comiences a medir la calidad y pureza de tu trabajo. ¡Cómo? Muy sencillo, si tus 50K followers es lo primero que dices cuando te presentas como una medalla al mérito, te propongo que hagas un análisis de realidad.

Esos 500 asistentes al evento con el mega cóctel, para el siguiente evento, cóbrales (lo que estimes oportuno) por asistir a tu evento. Si estás pensando en qué voy a medir la rentabilidad significa que no has entendido nada. Te hablo de poner en valor lo que haces, de medir, optimizar y depurar tu base de datos. Cuando las acciones que comúnmente “regalas” pasan a ser de pago, verás la verdadera calidad de tu trabajo y cuántos followers te seguirán vayas donde vayas. Hacer cosas gratis, es gratis. Sé que lo que te estoy diciendo no te gusta, y pensarás que solo me importa una cosa, pero no es así, pero lo más valioso en esta vida no es el dinero, pero si lo es el tiempo. Así que monetiza, evalúa y transforma tus actos para ello. Déjate de pajaritos, GRATIS, ES GRATIS. Cuando las cosas son gratis, jamás se ponen en valor y la crítica fácil se desliza por el gatillo de la ironía y de la incontinencia verbal.

Recuerda, gratis, es gratis. Haz la prueba del freemium, haz que tu usuarios pasen de Free a Premium (pago) y verás las cosas con otro prisma.