Vivimos tiempos increíbles, la publicidad está adaptándose de una forma camaleónica a los tiempos que corren. La inmersión de Social Media en los usuarios y en la forma de comunicarnos, es un hecho. Las marcas hablan, y lo mejor de todo, están empezando a escuchar.

Brutal campaña viral de Bodyform, en respuesta a un espectador, ni siquiera cliente de su producto, puesto que esta empresa se dedica especialmente a la higiene femenina, Richard Neill, ciudadano de UK , y desconocido hasta ese momento, decidió escribir lo siguiente en un perfil 2.0 de la empresa:

“Me habéis engañado. He vivido muchos años viendo vuestros anuncios y sintiendo celos de las mujeres por ese momento tan especial que sucede una vez al mes. Y he descubierto que en realidad es una tortura para ellas”. 

Me quito el sombrero por la campaña, autocrítica y el final, sin comentarios!

Existen determinados momentos, en los que no se puede mirar hacia otro lado. Como marca, han sabido escuchar y customizar el mensaje y la respuesta. No me queda más que ponerme a sus pies!

La publicidad está tomando unos senderos, que hacen plantear todo lo establecido. Nuestro timing es perfecto!

Aquí os dejo la campaña respuesta al comentario: