Siempre vas corriendo. Siempre con la respiración entrecortada. Siempre a tope. Siempre más, siempre más. No tienes tiempo para nada. Llevas tatuado “Tengo que hacer…” , “No sabes cómo voy”, etc.

Se te pasan los días buscando la siguiente tarea, bloqueando espacios en tu agenda. ¿Pero estás gestionando bien tu tiempo? La multitarea en ocasiones, en lugar de ayudarnos a hacer varias tareas al mismo tiempo, a lo que nos empuja es hacer varias cosas a medias, mal, y no terminar ninguna. Tv + móvil + pc + tablet + famila + amigos … tu atención se divide. Tu concentración se dispersa. Aumentan los errores.

Tres consejos de alguien que durante muchos años ha hecho justo lo contrario 😉 pero rectificar es de sabios:

  1. Aprende a decir NO. Prioriza. Antes de cada reunión, cada proyecto, cada paso que des, pregúntate si te acerca realmente a tu objetivo, o si llevas ya demasiadas pelotas en el aire como para meter una más en la fiesta.
  2. Acorta reuniones. Reuniones de pie o conversaciones por teléfono muy directas. Para mi el email es el “dios” de los negocios, pero a veces, una cadena de correos se puede evitar con una reunión de 10 minutos o una llamada de 5 minutos. Sintetiza. Prepara bien tus reuniones y haz que la persona con la que te reúnes se la prepare también. Y como dijo Emilio Botín “una reunión de más de 30 minutos, no es productiva”
  3. Identifica un tipo de trabajo a un espacio físico y/o dispositivo. Por ejemplo, en el salón de tu casa, si tienes la Tv encendida, no trabajes. Asocia el salón, con descanso (mental), familia, etc. Y viceversa, en el despacho, no tengas Tv ni distracciones. Y lo mismo con dispositivos. Hazte una regla, que te sirva par identificar que tareas haces en cada dispositivo. ¿Cuántas veces has estado en paralelo con varios dispositivos, trabajando indistintamente en ellos en las mismas aplicaciones? Pc, tablet, teléfono, ordenador de mesa, y sin querer estás contestando a los emails en varios, twiteando, etc. Identifica para cada uno de ellos, un tipo de trabajo, y no dupliques. Tu tiempo rendirá más, sin duda.

Photocredit: http://muchosnegociosrentables.com/diferencias-entre-ser-productivo-y-ocupado/